Diputado Raúl Soto pide urgencia que proyecto que obliga a sacerdotes denunciar casos de abusos sexuales

RSS
Facebook
Twitter

La iniciativa que cuenta con apoyo transversal, sigue esperando para su votación en la sala de la Cámara, mientras el diputado Soto exige “terminar con el encubrimiento y votar un proyecto que evita seguir con espacios de impunidad en materia de delitos sexuales”

 El diputado Raúl Soto, miembro de la Comisión de Familia de la Cámara baja, solicitó al Ejecutivo dar urgencia al proyecto de ley que obliga a miembros del clero, denunciar casos de abusos sexuales y tener un “rol más protagónico para terminar de una vez por todas con los encubrimientos de la iglesia católica”.

   Al respecto, el diputado por la región de O’Higgins, emplazó al Gobierno a “dejar de ser un cómplice pasivo” y a “actuar de forma concreta para evitar más casos como los que se han conocido en el último tiempo, que solo han contribuido a dañar aún más la fe de las personas y a las propias víctimas, que aún no obtienen justicia”.

 Asimismo, agregó que según la última encuesta del Centro de Estudios Públicos (CEP), se reveló la tendencia de los últimos años, con respecto a la disminución del número de creyentes en la iglesia católica. “Según datos de la última encuesta CEP, de 1.402 personas, entre 2008 a 2018, los adherentes al catolicismo bajaron de un 69% aun 55%, mientras que las personas que no se identifican con ninguna religión crecieron de un 11% a un 24% en el mismo tiempo. Además la confianza en la iglesia católica cayó de un 51% a un 13% en 10 años y esto solo podría explicarse, por la suma de casos revelados en los últimos años, que dan cuenta de una conducta aberrante por parte de algunos miembros del clero que tienen ser llevados a la justicia, y otros que por años han sido parte de la cultura del encubrimiento, que hoy deben ser obligados a atestiguar y colaborar con las investigaciones correspondientes”.

Soto, aclaró que reconoce la “separación entre el Estado y la iglesia, sin duda alguna. Pero, cuando hay víctimas que son menores de edad, el Estado y el Gobierno tienen que tener un rol protagónico en esta materia y, por lo tanto, le hacemos un llamado al Ejecutivo a poner urgencia al proyecto de ley que sigue esperando para su votación en sala”.

El parlamentario explicó que al insistir con la urgencia que necesita la iniciativa, está pidiendo terminar con una “cultura, con una conducta tan interiorizada por la iglesia católica, como lo es el encubrimiento, es momento de parar y establecer el deber de denuncia de parte de los sacerdotes cuando tomen conocimiento de un eventual abuso sexual y para disponer también su consecuencia penal a las penas de encubrimiento y por lo tanto, con posibilidad de cárcel efectiva”.

 “Esa es la única manera en la que podemos terminar con el encubrimiento, de terminar con la impunidad, vamos a hacer justicia y vamos a alcanzar la verdad para los cientos de niños abusados en nuestro país”, concluyó.